Wednesday, December 18, 2013

Una nariz húmeda - visita al Rijksmuseum con Robert Aliber

On Monday I organised meetings in Amsterdam for Robert Aliber, an economics professor and co-author of "Manias, Panics, and Crashes", a famous book that originally was written by Charles Kindleberger. We spent the whole morning at the Dutch central bank, where he gave a lecture and had bilateral discussions, and where we had a concluding lunch. After lunch he was interviewed, and then we went to the Rijksmuseum.

My English is limited and mostly related to work. Since 1979 English has been my working language, together with Spanish and Dutch. So here we were standing in the Rijksmuseum in front of an old Dutch painting of impressive men (were they soldiers?) and suddenly I saw a little dog between their legs.

'The little dog is very vividly painted,' I said to Robert or Bob Aliber.
'Yes,' he said, nodding with his head (did he really do so?).
'It looks at us,' I said,
'Yes,' he said, looking at the eyes of the dog that were very well painted.
'The vividness of the dog is emphasised by his moisty nose,' I said, wondering whether 'moisty' was the correct word. 'Is moisty the word you use in English?' I asked.
'Yes,' said Bob, with a smile.

I just checked it on internet and discovered that it is a 'moist' nose, not moisty nose.

8 Comments:

Blogger Aquí me quedaré... said...

Todas esas reuniones no están a pie de calle ni se enteran del sufrimiento de la sociedad. Es un mundo alejado o eso creo.

Si los perros no tuviesen la nariz húmeda perderían el olfato y se volverían locos. Es la forma que tienen de reconocer y de reconocerse entre ellos.

Besos

4:18 AM  
Blogger Elvira said...

Me ha encantado tu relato, Giovanni. Esa naricilla húmeda de los perros es como su radar.

Besos

4:29 AM  
Blogger giovanni said...

Aquí, escuchando por teléfono reconozco personas altiro por la vibración, el timbre, el tono y melodía (y ritmo?) de sus voces. En la calle las reconozco por algo en su cara y posición y sus gestos, incluso cuando no las he visto durante muchos años. No voy tan lejos que las reconozco por sus iris o manos, aunque siempre miro a las manos de una persona y sé cómo es su forma y expresión.

Besos

11:27 PM  
Blogger giovanni said...

Elvira, tienen su nariz para eso y, además, su intuición o no sé cómo llamarla.

Besos

11:29 PM  
Blogger Elvira said...

¿Instinto?

3:10 AM  
Blogger giovanni said...

Eso, Elvira.
Y nosotros lo tenemos también?
¿Instinto?
O prefieres llamarlo intuición? Qué es la diferencia entre ambas cosas?
Será que intuición no solamente es innata, genética, sino también el resultado de experiencia y capacidad de aprender?
Pero es eso distinto del animal (nosotros somos también animales) que tiene instinto gracias a un proceso de aprendizaje de sus antecesores?

4:00 AM  
Blogger Elvira said...

Sí lo tenemos, ¿no?

Creo que no es lo mismo. El instinto lo relaciono más con la supervivencia. La intuición creo que tiene que ver con captar/ver/oler (jaja!) algo de la situación, sobre lo que racionalmente no tenemos suficiente información. Un sexto sentido.. un ver venir.

10:50 AM  
Blogger giovanni said...

Elvira, el instinto también incluye eso de la anticipación, como en el cuento del animalito... (el cricri que toca el violín) y la hormiga, pero tienes razón que la capacidad de anticipación del ser/animal humano es diferente del instinto del animal.

11:34 PM  

Post a Comment

<< Home